Cascada El Tigrero - Panamá

Blogs

Cascada El Tigrero - Panamá


Primera vez que visito esta cascada y al mismo tiempo mi primera vez en este tan reconocido parque nacional.

Antes de narrarles nuestro recorrido hablemos un poco sobre historia. Sabían ustedes que el Parque nacional General de División "Omar Torrijos Herrera" lleva este nombre en honor a dicho general quien muere en un accidente aéreo al estrellarse contra el Cerro Marta en el año de 1982 (hay acceso al mismo en donde puedes ver la avioneta).

Posterior a este suceso el área conformada por 25.275 hectareas es declarada Parque Nacional en Decreto Ejecutivo N° 18 del 31 de julio de 1986, el mismo día que ocurrió dicho accidente sólo que 5 años más tarde.

Teniendo en cuenta toda esta información no saben las ganas que tengo de hacer el recorrido completo de este parque en donde puedes encontrar muchas otras cascadas entre ellas "El Tife" un reto para los senderistas y que de seguro visitaremos este 2020 pero por ahora hablemos sobre la protagonista del día de hoy.

El Tigrero es una cascada que deben agregar a su check list para este nuevo año, un recorrido bastante sencillo y con dos caídas increíbles.

El día comenzó a eso de las 6 de la mañana, nuestro punto de encuentro era a las 7:30 en Coronado. Pensé que nos iríamos hasta allá en bus pero resultó que venía un amigo de José en carro (José sería el encargado de guiarnos ese día ) así que en esta ocasión la ida en bus fue cancelada.

Fun fact, conocí a José en una reforestación que habíamos organizado unos meses atrás y luego de eso no nos habíamos vuelto a ver hasta ese día, el día anterior como a las 10:00 p.m. me preguntó si tenía planes para el domingo y le respondí que estaba esperando respuesta de un guía pero por la hora que era suponía se cancelaba así que sin pensarlo mucho me apunté a este nuevo trip, GRACIAS POR LA INVITACIÓN.

El camino fue bastante sencillo (me la pasé dormida) pero ya cuando estábamos montaña adentro comencé a documentar algunos paisajes, la carretera está en buen estado (meses anteriores estuvo en reparación). Sólo hay un pequeño tramo de tierra algo insignificante a menos que llueva ya que se encuentra justo en una bajada bastante inclinada.

Cuando llegamos al lugar en donde se dejan los carros quedé sorprendida porque pensé que sería más complejo encontrarlo, allí podrán dirigirse a las instalaciones de "Mi Ambiente" en donde pagan $1 por el acceso y cada uno se registra con su nombre y demás datos.

Una vez esten dentro del sendero que los lleva a la cascada es pan comido (y miren que leer eso de alguien como yo que se queja de todo es decir bastante) AHORA no vayan a creer que no hay que hacer ningún esfuerzo porque sí pero el camino es bastante corto y si a eso le suman todo lo que pueden ver, nisiquiera lo sienten.

Lleven buenos zapatos y que no les ocurra lo que a mi, en casa me había puesto unas botas perfectas para hacer senderismo y me las cambié por unos zapatos de playa que al final no resultaron siendo tan malas ya que el camino estaba completamente mojado y funcionaron bastante bien.

Casi llegando nos encontramos con que el terreno en donde está la cascada estaba lleno de vacas con sus terneros y como pueden imaginarse no estaban muy felices de que estuvieramos rondando por el área (como toda madre estaban bien sobreprotectoras) pero para nuestra suerte nos encontramos con un señor y su sobrino que nos guiaron por otra ruta.

Y esto es lo que me gusta de andar en el monte, puedes llegar a toparte con gente con muy buena vibra y también sirve para expandirte un poquito más la mente. El señor me comenta a raíz de que nos preguntó de dónde veníamos que tiene familia en la Capital a donde irá en unos días pues es paciente del oncológico y es una visita que debe hacer mensualmente pero que no se muda porque no puede dejar solas a sus vacas y perros.

El escuchar sus palabras y ver su actitud me hizo entender una vez más que todo depende de cómo veamos y enfrentemos las dificultades que pueden aparecer a lo largo de nuestras vidas. Quién sabe cuánto tiempo debe caminar a diario para salir de su casa o que otras complicaciones tenga y allí estaba ese señor con una sonrisa en la cara.

No nos tomó ni 5 minutos en rodear las vacas y llegar finalmente a la primera caida.

Confesándoles algo, pensé era el mismo Tigrero pero luego la veía y me seguía preguntándo ¿Dónde están las rocas que parecen escaleras al lado de la cascada? (Tenía buenas referencias por fotos que había visto).

Y me respondía ´bueno será que está un poco crecido y por eso no se logran ver´.

Ví unas escaleras y decidimos subir. ¿A que no adivinan qué encontramos allá arriba?

Oficialmente habíamos llegado a la cascada "El Tigrero".

Una caída más pequeña que la anterior pero no menos hermosa, cuando mirabas hacia abajo realmente daba un poco de vértigo darse cuenta de lo alto que estábamos pero no podemos negar que la vista era de 100, si no me creen miren.

Un día lleno de aventura, nuevas amistades, correteados por vacas yyyyy nos llevamos a casa un buen par de mandarinas, toronjas y naranjas que nos regalaron y encontramos en el camino.

¿Se apuntan a visitar esta cascada? Pueden escribirnos sus comentarios en nuestro IG https://www.instagram.com/p/B8KrLC2hLAe/